viernes, 21 de agosto de 2009

El Hombre sin numeración y también sin miedo

En el número 500 de Daredevil (prefiero la portada de Alex Ross), hay 3 histerias. La primera es la conclusión de "Return of the King," escrita por Ed Brubaker, quien deja Murdock como líder de "La Mano"; su salida es un desacierto, ya que estamos ante escritor que se puede comparar con Brian Michael Bendis por historias bien acopladas, mas no en su estilo. Ha creado un personaje atrayente: Lady Bullseye y su mayor acierto fue darle mayor importancia a la investigadora privada Dakota Nord. La segunda es un avance de Daredevil: The List (de Andy Diggle, el nuevo guionista) y por último hay una historia de Ann Nocenti que fue guionista de DD después de la partida de Frank Miller, introdujo nuevas ideas sobre todo morales, alejándose del estilo reflexivo de Miller.

Como si eso no bastará hay una galería con arte de Romita SR, Darrow, Mack, Bendis y el odiado Quesada y para terminar los covers de los quinientos números de Dabólico para convencer a los fanáticos que la re- re- numeración no sólo fue marketing (ja).

2 comentarios:

Radlum dijo...

Yo creo que la portada de Marko Djurdjevic es mejor que la de Ross pues ésta simplemente muestra una escena algo...simple del personaje mientras que la de Djurdjevic captura de mejor manera el espíritu de los 500 números al hacer referencia a personajes tan diversos como Gladiator o Power Man), pero en fin, es cuestión de gustos.
El comic me pareció genial, creo que mejor que Captain America 600 y hasta mejor que Amazing Spider-Man 600 (aunque las historias adicionales de éste último sí fueron más interesantes, sobre todo la de Stan Lee). Sólo espero que Diggle pueda continuar con el genial trabajo de Brubaker.

Jaime Rodriguez dijo...

Te doy la razón en que la historia de DB es mejor que el número 600 de AS (por eso no la comenté), si bien la portada de alex ross es "simple", eso no le quita el estilo que tiene, con un dibujo todo de rojo como su traje, ademas no es como sus dibujos en DC donde los personajes parecen del año cincuenta.

La portada de Marko Djurdjevic por querer abarcar varios personajes se olvidó de Ben Urich, pero de que es buena no lo dudo.

Gracias por tu comentario Radlum.

Publicar un comentario en la entrada